Delfines bajo el reflector

Además de un registro ganador y ser una de las mejores ofensivas en la NFL, los Miami Dolphins de Mike McDaniel están en el ojo de todos por ser el equipo más divertido y una plantilla de jugadores insospechadamente unida.

Si vas saliendo de un bunker en el que estado escondido las últimas semanas, los Miami Dolphins son los protagonistas de la actual serie de HBO “Hard Knocks In Season With The Miami Dolphins”, que se está emitiendo en los Estados Unidos cada Martes a las 9:00 PM EST y en Latinoamérica se distribuye a través de HBO Max, estrenando episodio cada Sábado.

El programa es de lo más entretenido, súper recomendable y con una producción impecable, que hasta el momento parece digno de un Emmy. Ahí hemos podido conocer de forma íntima la convivencia interna en el vestidor de los Miami Dolphins que no se parece a ninguna versión anterior de esta franquicia.

La camaradería, convivencia y espíritu de colaboración manifiestos en cada escena del documental son insospechados. El primer capítulo buscó presentar al equipo, centrándose en las piezas centrales de la ofensiva, mostrando a Tua y Tyreek como humanos mucho más maduros y alegres de lo que podría anticiparse. Aquí vimos a un Mike McDaniel extraordinario, inspirador y capaz de crear historias de éxito entorno a él. Hace sentir que cualquiera en ese cuarto daría ambos brazos por su coach. Como gran giro de tuerca, el programa se complementa con la familia de Tyreek Hill, su madre y su flamante esposa, quienes son tan explosivas como el cheetah. Este episodio destaca por la forma en que los Dolphins prepararon el encuentro contra Raiders, mismo que acabó en una fiesta defensiva donde Ramsey fue la máxima estrella.

El segundo capítulo pretendía centrarse en las estrellas defensivas y el caso de Jaelan Phillips, mostrándolo como un tortuoso caso de un joven que logró dejar atrás las lesiones de su etapa colegial. Sin embargo y de forma irónica, Phillips se lesionó el tendón de Aquiles durante el partido contra Jets, terminando con su temporada. Esto hizo que se mostrase la hermandad que existe en este roster y la forma en la que todos están dispuestos a apoyarse. Y cuando digo todos, no queda solo entre elementos de su unidad, sino de todo el equipo, incluidos entrenadores y ejecutivos como Dan Marino, quien se acercó a consolar al joven ala defensivo. Vale recordar que Marino sufrió una lesión similar hace 30 años.

Este segundo episodio nos mostró un roster muy unido y consiente de que las lesiones son  parte de este negocio, pero donde el equipo se muestra comprometido en todas las formas posibles, con excelentes instalaciones para la rehabilitación y recuperación de sus jugadores lastimados.

Las emociones de este programa tocan fibras muy especiales, pues se mostró la hermandad que existe en el régimen de Mike McDaniel, algo que no se puede fingir y que hace apreciar más aún a esta organización, donde incluso Stephen Ross, dueño de la franquicia se muestra accesible a sus jugadores y sus familias, cosa que en otras organizaciones se adolece.

Tua presente en el ManningCast.

Por otra parte, durante la emisión de los hermanos Manning comentando el partido de Lunes por la noche, Tua Tagovailoa tuvo una breve participación, donde se mostró muy centrado, siendo muy consistente con sus intervenciones, expresándose con mucha sobriedad y describiendo su proceso de juego. Agrada verlo muy concentrado y alegre, prediciendo correctamente una corrida de los Bengals. Amenizó la sesión tocando la guitarra con una particular versión de “Tears in Heaven”, que los hermanos Peyton y Eli vocalizaron. Algo insospechado.

No puedo esperar a la noche de mañana para disfrutar del episodio de Hard Knocks, donde veremos muchos detalles del viaje al FedEx Field.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.